EMILIO ZOLA / Laly

LOS ROUGON-MAQUART : es una de las primeras obras llamadas “novelas-ríos” o saga. Es la historia natural y social de una familia bajo el Segundo Imperio. Consta de 18 o 20 novelas, y es su obra más larga y una de las más conocidas.

GERMINAL : Bello texto escrito sobre el mundo de la mina, con sus dramas, sus miserias, sus huelgas. Para escribir esta novela Zola bajó hasta el fondo de los pozos, en el Norte de Francia. Se dice que es una de sus obras más violentas. En el entierro del autor, la multitud gritaba: ”¡Germinal… Germinal…!”, como homenaje al escritor.

LA CUREE: Trata mayormente de las obras de ordenación y remodelación para transformar el París de finales del XIX. Esta palabra se podría traducir por “codicia de cargos y ganancias”, o sea “corrupción”, cosa que ha existido en todas las épocas.

LOS MISTERIOS DE MARSELLA: Zola se adentra en esta novela en el laberinto de callejuelas marsellesas. Es una auténtica radiografía de la insatisfacción humana en un ambiente sórdido, parias en un mundo hostil, mundo laboral infame (Este tema está muy bien tratado en Germinal)

LA TABERNA: Zola se esforzó en aplicar a sus novelas los modernos conceptos de la ciencia psicológica, y sobretodo las leyes biológicas de la herencia. Estudia los personajes como un fisiólogo, como cuando dice  en esta novela: ”la madre de Gervaise la hacía beber anisete desde muy pequeña. Quedó embarazada a los catorce años, y bebía porque su madre bebía”.  La taberna se titula en francés “L’assommoir”, que quiere decir “tabernucho”, pero esta palabra viene de la palabra “assommer” o sea moler. Zola está convencido de que el hombre se halla sometido inexorablemente a las leyes de la herencia y del medio en que vive. A pesar de su indiferencia por los valores estéticos de la literatura, y de su elección sistemática de tipos ambientales poco agradables y hasta repulsivos en una época decadente y corrompida, sin embargo sus obras poseen un innegable valor literario. Sobre todo por su fuerza descriptiva, con la que el autor sabe dar vida a grandes multitudes humanas, como fábricas, almacenes, minas, barrios marginales. La producción de Zola, dotada de un gran vigor, en ocasiones hasta brutal y plebeya en la expresión, ejerció enorme influencia sobre la literatura posterior, hasta finales de siglo.

THERESE RAQUIN: La primera de sus obras, pero no la única, que desató una gran indignación entre sus contemporáneos, fue Therese Raquin. A pesar del carácter folletinesco del argumento, no cabe duda de que está lleno de valores literarios, de detalles de observación, de profundidades psicológicas bien captadas y descritas. Este libro, lo mismo que otros suyos, fue acusado de inmoralidad, a lo cual respondió Zola con inmutables razonamientos y argumentos, y preguntaba el autor si acaso era delito hablar de lo existente.

En el prefacio de la segunda edición de esta novela, y respondiendo a cuantas críticas innobles habían caído sobre ella, Zola escribía: La crítica ha acogido este libro de una manera brutal, e indignada. Gentes virtuosas en periódicos no menos virtuosos, se han tapado las narices hablando de basura y mal olor. Uno de ellos la ha definido como literatura pútrida. Solicito perdón al grupo de escritores naturalistas valientes e inteligentes, al que tengo el honor de pertenecer, y que no necesitan de un farol en pleno día para ver las cosas claras. Éstos, para mí, son los verdaderos jueces, hombres que no se creen obligados a expresar su repugnancia ante el espectáculo de unos cuerpos desnudos y vivos, y de una miseria, que, mal nos pese, existe en nuestra sociedad.”

Zola se anticipó al cine con su manera de escribir, Cuando leemos esas descripciones del ambiente de una habitación sórdida, o de una taberna, captamos todos los detalles que el escritor, con su maestría, nos está poniendo bajo los ojos, y no se nos escapa nada.

Quiero decir para terminar que en mi época francesa, cuando queríamos hablar de una situación o un cuadro realmente sórdido y miserable, decíamos que era “zolesco”.  A mí aún se me escapa de vez en cuando, a pesar de que este autor esté un poco olvidado.

LALI  FERNÁNDEZ
Anuncios

1 comentario

Archivado bajo NUESTRAS EXPRESIONES

Una respuesta a “EMILIO ZOLA / Laly

  1. Antonio Ocampo Echalaz

    Felicito a la articulista por el interesante artículo sobre el inmortal Emilio Zola, quien introdujo en la literatura al obrero, al campesino, al soldado, a la sexoservidora sin idealizarlos;sólo les prestó su enorme talento para que hablaran como hablaban en la vida real. Zola es un parteaguas en la literatura universal.
    Antonio Ocampo Echalaz.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s